Soluciones TEMPEST: protección imprescindible para la información más crítica

tempest rack

El desarrollo y la implementación de soluciones TEMPEST son fundamentales en el ámbito de la seguridad de la información, especialmente en entornos críticos como los centros de datos, salas de control y el sector de telecomunicaciones. Estas soluciones están diseñadas para mitigar las vulnerabilidades asociadas con las emisiones electromagnéticas de los equipos electrónicos que pueden ser interceptadas para obtener información sensible.

En este artículo exploraremos las soluciones TEMPEST basándonos en las directrices del CCN-STIC-15x y el estándar SDIP-27 / IASG 7-03 desde una visión técnica y comercial sobre su importancia, implementación y mejores prácticas.

Imagen oficial de https://www.interelectronix.com/

Importancia de las Soluciones TEMPEST

Pero ¿qué son exactamente las soluciones TEMPEST? TEMPEST procede del acrónimo Telecommunications Electronics Material Protected from Emanating Spurious Transmissions, lo que hace referencia a medidas de seguridad técnicas e instrumentación que previenen o minimizan la vulnerabilidad de interceptación de información en los equipos de comunicaciones de datos.

Con otras palabras:

Cualquier dispositivo que contenga un microchip genera un campo electromagnético llamado por expertos en seguridad «emanaciones comprometedoras». Esto es, los equipos sin protección emiten una señal al aire, como una emisora de radio, que puede ser interceptada, reconstruida y analizada con un equipo adecuado facilitando la radiodifusión de secretos empresariales a personas equivocadas.

En el ámbito de la seguridad TEMPEST existen las denominadas «zonas rojas» y «zonas negras», conceptos clave para la protección de información sensible contra compromisos electromagnéticos (CE). La correcta separación y protección de estas zonas es esencial para garantizar la seguridad de la información en entornos sensibles.

  • Las zonas rojas son áreas donde se maneja información clasificada y requieren estrictas medidas de seguridad para prevenir la fuga de datos a través de emisiones electromagnéticas.
  • Las zonas negras manejan información no clasificada y tienen requisitos de seguridad menos rigurosos.

Además, hay diferentes zonas dependiendo de la criticidad.

  1. Zona 0: Áreas de máxima seguridad donde se requiere el mayor nivel de protección. Todo el equipo y cableado deben cumplir con los estándares más estrictos y se utiliza en entornos militares y gubernamentales de alta seguridad.
  2. Zona 1: Áreas con un nivel intermedio de protección. Aquí se aplican controles moderados, equilibrando seguridad y coste y es común en entornos sensibles pero no críticos.
  3. Zona 2: Áreas con el menor nivel de protección. Se aplican medidas básicas de seguridad electromagnética, suficientes para entornos de bajo riesgo.

Este enfoque asegura que la información clasificada no se vea comprometida por las emisiones electromagnéticas, manteniendo la integridad y confidencialidad de los datos.

Imagen original de https://www.redeweb.com/

Por todo ello, las soluciones TEMPEST son esenciales para proteger la información clasificada o sensible que se transmite o procesa a través de equipos electrónicos ya que albergan en su interior dichos equipos. La amenaza de la interceptación de emisiones electromagnéticas, conocida como ataque TEMPEST, puede permitir a los adversarios acceder a datos críticos sin necesidad de una conexión física o lógica con el sistema objetivo representando un riesgo significativo en entornos donde la seguridad de la información es primordial, como en infraestructuras críticas, operaciones militares y gubernamentales o en el sector financiero.

Directrices del CCN-STIC-15x

El CCN-STIC-15x son varios documentos técnicos, que por cuestiones de seguridad nacional tienen una difusión limitada. Son emitidos por el Centro Criptológico Nacional de España que establece las directrices para la protección de información clasificada en relación con las emisiones electromagnéticas, el cual proporciona un marco para evaluar y mitigar los riesgos asociados con las emisiones comprometedoras, incluyendo la implementación de controles técnicos, físicos y organizativos.

Las evaluaciones se basan en los siguientes documentos:

  • CCN-STIC-151 Evaluación y Certificación TEMPEST de Equipos (DL)
  • CCN-STIC-152 Evaluación y Clasificación Zoning Locales (DL)
  • CCN-STIC-153 Evaluación y Clasificación de Armarios Apantallados (DL)
  • CCN-STIC-154 Medidas de protección TEMPEST para instalaciones (DL)

Estándar SDIP-27 / IASG 7-03

El estándar SDIP-27 (anteriormente conocido como AMSG 720B) es un documento técnico internacional que define los requisitos para la protección contra las emisiones comprometedoras que clasifica los equipos y dispositivos según su nivel de seguridad TEMPEST y proporciona directrices para la evaluación, certificación y manejo de estos equipos.

El SDIP-27 es fundamental para garantizar que los productos y sistemas cumplan con los niveles de seguridad requeridos para proteger la información sensible de las amenazas de interceptación.

  Accede al contenido especializado más vanguardista   ¡Suscríbete ahora a GESAB News!   La fuente de información actualizada sobre innovación en entornos críticos de más alta calidad  

Implementación de Soluciones TEMPEST

La implementación efectiva de soluciones TEMPEST requiere un enfoque integral que incluye la evaluación de riesgos, la selección de equipos certificados, el diseño de infraestructuras seguras y la formación del personal.

Algunas de las mejores prácticas en la implementación de soluciones TEMPEST incluyen:

  • Evaluación de Riesgos: resulta necesario identificar los activos de información críticos y evaluar los riesgos asociados con las emisiones electromagnéticas.
  • Certificación de Equipos: contar con equipos y dispositivos certificados según los estándares TEMPEST, como los definidos en el SDIP-27.
  • Diseño de Infraestructuras Seguras: Implementar medidas de seguridad física, como zonas controladas y blindaje electromagnético, para proteger contra la interceptación de emisiones.
  • Formación y Concienciación: algo primordial para la seguridad será capacitar al personal sobre las amenazas TEMPEST y promover una cultura de seguridad de la información.

¿Por qué es necesario implementar soluciones TEMPEST?

Las soluciones TEMPEST deberían representar un componente crítico de la estrategia de seguridad de la información de cualquier empresa para protegerse contra la interceptación de emisiones electromagnéticas. Así, siguiendo las directrices del CCN-STIC-15x y el estándar SDIP-27 / IASG 7-03 las organizaciones pueden implementar medidas efectivas para mitigar los riesgos asociados con las vulnerabilidades TEMPEST.

La adopción de un enfoque integral que incluya la evaluación de riesgos, la selección de equipos certificados, el diseño de infraestructuras seguras y la formación del personal es esencial para garantizar la protección efectiva de la información sensible en entornos críticos.

Noticias relacionadas

Contacta con nosotros y solicita más información

Scroll al inicio